Almazora alcanza la deuda más baja de la década tras amortizar medio millón de euros al año

Ayuntamiento de Almazora

El Ayuntamiento de Almazora cerrará 2017 con una deuda de 5.023.258,89 euros euros, la cifra más baja de los últimos 10 años, tras aplicar una amortización anual cercana al medio millón de euros. El dato dista enormemente de los 11.822.487,63 euros contraídos por el consistorio en 2013 y supera todos los registros alcanzados por el anterior equipo de gobierno durante las dos últimas legislaturas. Tal como señala la Intervención municipal, el nivel de endeudamiento es del 24% y bajará hasta el 23,77% al finalizar el próximo año.

Este análisis responde a las pretensiones del Compromís y PSPV de mejorar las cifras actuales, de manera que el presupuesto de 2017 presentado este viernes por la alcaldesa, Susanna Nicolau, y la primera teniente de alcalde, Merche Galí, incluye una amortización de deuda de 568.568,48 euros frente a los 489.000 euros previstos en el ejercicio vigente hasta alcanzar los 5.023.258,89 euros de deuda pendiente. De esta forma se reducirán también los intereses que paga el Ayuntamiento con la recaudación ciudadana, cifra que pasará de los 111.380,00 euros previstos en el ejercicio 2016 a 105.170,41.

La memoria de las cuentas que aprobará el pleno el 12 de diciembre reconoce la reducción del endeudamiento por valor de 673.627,77 euros a lo largo de 2017. Este hecho sitúa a Almazora como uno de los municipios menos endeudados de su entorno, “una línea que nos comprometemos a mantener en estos presupuestos”, defendieron Nicolau y Galí.

Muestra de ello es que el consistorio financiará la totalidad de las inversiones previstas para 2017 con fondos propios, evitando solicitar financiación a entidades bancarias y, por tanto, los consabidos intereses que los vecinos de Almazora han hecho frente y continuarán haciendo hasta que la localidad afronte los compromisos externos contraídos durante el pasado mandato.

El ejemplo más evidente son los cuatro créditos por valor de 3,1 millones de euros firmados en 2013 para afrontar los gastos derivados de la sentencia por el Plan Especial de Reserva de Suelo de la avenida Generalitat. El fallo judicial obligó al consistorio a pagar 7.857.328 euros más intereses y disparó su deuda hasta el 48,14% al inicio de 2014. Un año después el endeudamiento municipal se mantenía por aquel entonces por encima de los 7,2 millones (30%).

El equipo de gobierno ha insistido en que la “excelencia” de la gestión económica defendida en su día por Vicente Casanova y su equipo no se refleja en el balance de deuda de la última década, dado que en ninguno de los ejercicios analizados la cifra se sitúa en el umbral de los cinco millones de euros. Al margen de los picos experimentados con motivo de la sentencia judicial, entre 2007 y 2015 el endeudamiento de la Administración local siempre superó los seis millones de euros.

Redacción Redacción (30985 Posts)

Publicación de notas de prensa y otros contenidos generados por terceras personas


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Política de comentarios:

Castellón Confidencial no se hace responsable de las opiniones vertidas en los comentarios. La responsabilidad legal de los comentarios vertidos corresponde a los autores de dichos comentarios. Este es un espacio para el debate. No hay moderación prevía en los comentarios, pero Castellón Confidencial se reserva el derecho a retirar comentarios irrespetuosos, ofensivos o inadecuados. Si envía un comentario, este sitio almacenará una entrada en un fichero de datos para poder mostrar su comentario a otros usuarios. Podrá ejercitar sus derechos de acceso, rectificación, cancelación u oposición en lectores@castellonconfidencial.com